José María Ferrer / 30 Junio 2021

¿Qué planteará el proyecto de Ley contra el desperdicio alimentario?

El desperdicio de alimentos, en concreto como reducirlo, preocupa a toda la sociedad y en línea con ese interés se plantea la iniciativa del Ministerio de Agricultura para desarrollar una Ley para regular y establecer normas básicas para la prevención de las pérdidas y el desperdicio alimentario. Comentamos en el artículo los aspectos más relevantes de la información disponible.

La futura Ley contra el desperdicio de alimentos aborda la cuestión con un enfoque dual:

  • Fomentar la prevención y reducción de las pérdidas y el desperdicio alimentario.
  • Maximizar las acciones de aprovechamiento y valorización a lo largo de la cadena alimentaria.

Se ha constatado en las últimas décadas el funcionamiento deficiente de los sistemas alimentarios y como consecuencia el incremento del desperdicio de alimentos. En toda la cadena alimentaria se producen niveles significativos de pérdidas y desperdicio alimentario, desde la producción hasta el consumo. Sólo en las fases de la postcosecha y la venta minorista se pierde hasta el 14 % de la cantidad de alimentos que se producen en todo el mundo según (datos FAO 2019).

¿Dónde se identifican las principales vías de pérdida de alimentos?

Las “vías de agua” en el barco de la cadena alimentaria son heterogéneas puesto que se identifican en casos muy distintos, lo que nos da una idea de la complejidad de la cuestión que se pretende abordar a través del anteproyecto de Ley contra el desperdicio de alimentos. No es únicamente una cuestión de cómo reducir el desperdicio alimentario, se trata de poner el foco también en cómo optimizar o ahorrar los recursos destinados a la producción agroalimentaria.

Las principales vías de escape de alimentos de la cadena se dan en las siguientes actuaciones:

  • Empleo de insumos inadecuados en la producción;
  • Errores en la planificación y calendario en la cosecha;
  • Prácticas inapropiadas en la producción, recolección y manipulación;
  • Deficiencias en las condiciones de almacenamiento y control de la temperatura;
  • Inadecuadas condiciones y técnicas de comercialización en la etapa de venta minorista;
  • Malas prácticas de los proveedores de servicios alimentarios;
  • Malos hábitos o prácticas de los consumidores en la compra, preparación y consumo;
  • Fallo en la organización, la coordinación y la comunicación entre los agentes de la cadena alimentaria.

¿A quién se dirige la iniciativa?

Todos somos destinatarios de esta iniciativa, ya que toda la sociedad puede aportar en la reducción de los desperdicios de alimentos. Es necesaria la participación de todos los sectores de la sociedad, involucrando en su elaboración y en su puesta en práctica a Administraciones Públicas, empresas y operadores relacionados con la cadena alimentaria, asociaciones, y la sociedad en su conjunto.

Por otra parte, tal y como ya decíamos en un artículo anterior sobre el desperdicio alimentario, es necesaria una mayor actuación sobre la sociedad en su conjunto a través de formación para los consumidores, no debemos olvidar que más del 40% del desperdicio de los alimentos se genera en nuestros hogares. El mejor aprovechamiento de los alimentos paras por una mayor implicación de todos los agentes de la cadena alimentaria, además de los consumidores la Industria y la Administración tienen que desarrollar un papel muy relevante en esta materia.

La futura ley responderá a los retos que genera el desperdicio de alimentos a través de la promoción de la economía circular, con una gestión más eficiente de los recursos disponibles y también facilitando la donación de alimentos. De este modo se logrará una mayor sostenibilidad en la producción y consumo. Seguiremos atentos a la evolución de esta iniciativa para analizar en su momento el proyecto de ley correspondiente y comprobar como se da respuesta a todas las actuaciones necesarias para luchar contra el desperdicio alimentario.

Si necesitaS un asesoramiento legal alimentario, desde AINIA podemos ayudarTE a través de nuestro equipo de especialistas en el ámbito jurídico. También puedes comentar este artículo en el grupo de legislación alimentaria en LinkedIn

José María Ferrer (372 artículos)

Noticias
relacionadas

icono izquierdaicono derecha

¿Te ha interesado este tema?
Contacta con nosotros

Información básica sobre protección de datos

Responsable AINIA
Domicilio Calle Benjamín Franklin, 5 a 11, CP 46980 Paterna (Valencia)
Finalidad Atender, registrar y contactarle para resolver la solicitud que nos realice mediante este formulario de contacto
Legitimación Sus datos serán tratados solo con su consentimiento, al marcar la casilla mostrada en este formulario
Destinatarios Sus datos no serán cedidos a terceros
Derechos Tiene derecho a solicitarnos acceder a sus datos, corregirlos o eliminarlos, también puede solicitarnos limitar su tratamiento, oponerse a ello y a la portabilidad de sus datos, dirigiéndose a nuestra dirección postal o a privacy@ainia.es
Más info Dispone de más información en nuestra Política de Privacidad
DPD Si tiene dudas sobre como trataremos sus datos o quiere trasladar alguna sugerencia o queja, contacte al Delegado de protección de datos en info@businessadapter.es o en el Formulario de atención al interesado

Consiento el uso de mis datos personales para que atiendan mi solicitud, según lo establecido en su Política de Privacidad

Consiento el uso de mis datos para recibir información y comunicaciones comerciales de su entidad.

José María Ferrer
Responsable de Asuntos Regulatorios Alimentarios

Suscríbete a nuestra newsletter

Mantente al día de lo más destacado sobre innovación y nuevas tecnologías.
SUSCRIBIRME
close-link

Subscribe to our newsletter

Sign-up to get the latest news straight to your inbox.
ENVIAR
Give it a try, you can unsubscribe anytime.