Propuesta del Ministerio de Consumo para un sistema de etiquetado nutricional frontal

José María FerrerBy José María Ferrer 1 mes ago
Home  /  Tecnoalimentalia  /  Legislación alimentaria  /  Propuesta del Ministerio de Consumo para un sistema de etiquetado nutricional frontal
etiquetado nutricional frontal

La gestión de la información nutricional como herramienta en la lucha contra la obesidad de la población es algo que desde hace décadas se ha intentado aplicar en distintos países de todo el mundo con desigual éxito. La iniciativa que promueve el Ministerio de Consumo presenta un enfoque múltiple para afrontar los problemas que genera el consumo de alimentos con un perfil inadecuado desde el punto de vista de la salud. Comentamos los aspectos más relevantes desde nuestro punto de vista.

El planteamiento inicial que se ha comunicado desde el Ministerio de Consumo busca la aproximación desde cuatro ámbitos claramente identificados:

  1. Etiquetado,
  2. Fiscalidad,
  3. Publicidad
  4. Formación e información a la ciudadanía.

1. Etiquetas informativas en los alimentos

En materia de etiquetado debemos considerar la legislación alimentaria vigente en España y la Unión Europea vinculada con el etiquetado y con las declaraciones nutricionales (Reglamento 1169/2011 y Reglamento 1924/2006). Se trata de buscar un planteamiento que encaje en las opciones que pueden aplicarse para la información alimentaria voluntaria según prevé el artículo 35 del Reglamento 1169/2011 para que estos sistemas respeten los siguientes criterios:

  • No deben inducir a engaño al consumidor y tienen una base científica.
  • Es necesario que se haya consultado con la mayoría de los grupos interesados antes de proponer estas medidas.
  • Deben facilitar la comprensión del consumidor sobre la contribución o la importancia del alimento en relación con el aporte energético y de nutrientes de una dieta.
  • La información se presentará de tal forma que el consumidor medio pueda comprenderla perfectamente.
  • Objetividad y un enfoque no discriminatorio que no suponga un obstáculo a la libre circulación de mercancías.

Por un lado, se trata de que se genere un sistema de carácter voluntario en el que el Ministerio de Consumo planteé medidas informativas sobre los aspectos nutricionales menos saludables de los alimentos. Por otro lado, tenemos el reverso del Reglamento 1924/2006, es decir, declaraciones que informan sobre los elementos menos beneficiosos de los alimentos desde el punto de vista saludable.

2. Impuestos para luchar contra la comida basura

Cuando desde el Ministerio se refieren a «medidas que busquen incentivar el consumo de productos saludables y desincentivar el de productos con ‘cierta nocividad’ para la salud», ¿están planteando la creación de impuestos para gravar determinados alimentos menos saludables?

En caso de que así sea, de nuestro punto de vista, esta medida contribuirá en un porcentaje muy bajo a la mejora de la dieta de la población en su conjunto. Como ya decíamos en nuestro artículo de 2013 son más importantes los aspectos relacionados con la concienciación y formación de los consumidores que tratar de poner barreras económicas para desincentivar el consumo de algunos alimentos.

3. Regulación de la publicidad de consumo no saludable

En este ámbito hay que valorar el marco legal existente que hace posible la adecuada regulación de la publicidad sobre los alimentos y, en su caso, desarrollar medidas específicas que permitan una publicidad, que podríamos denominar, ‘saludable’.

En este punto se trata de proponer medidas que ajusten la publicidad de tal forma que se establezcan restricciones o límites razonables para los alimentos menos saludables. Estas iniciativas deben abordarse, siempre desde la objetividad y sin caer en generalizaciones como las que podemos encontrar en otras vías de comunicación. En relación con la mencionada objetividad un buen ejemplo es el del asunto 07/R/ENERO 2020 del Jurado de Autocontrol en el que, bajo un planteamiento para ayudar a mejorar la salud de los consumidores, se lanzaba un mensaje que carecía de la objetividad necesaria.

4. Campañas de información, prevención y sensibilización

La formación debe ser uno de los pilares sobre los que se sustente el futuro planteamiento. Está demostrado que, si se logra concienciar y sensibilizar a la sociedad sobre la problemática asociada a la ingesta de productos alimenticios menos saludables y el incremento de la obesidad, se logrará un gran avance en esta materia. En este sentido, es necesario crear una pedagogía de lo saludable en toda la sociedad de forma que no sólo los consumidores se preocupen por ingerir alimentos más saludables, sino que la industria también tome conciencia y tenga siempre presente el desarrollo de productos más saludable y, por supuesto, la Administración Pública debe trabajar fomentando todas las políticas alineada con una vida más saludable para todos los ciudadanos.

Si se logra que el mensaje cale, todo serán resultados positivos sobre los distintos agentes implicados en el plan integral de consumo saludable:

  • Consumidores: verán mejorada su dieta y puede reducir posibles patologías relacionadas con la alimentación.  la obesidad y el sobrepeso, enfermedades derivadas de una mala alimentación, reducen hasta 10 años la esperanza de vida y provocan un gasto en el sistema sanitario de hasta el 7%
  • Industria: el esfuerzo en desarrollar productos más saludables les ayudará a generar más confianza por parte de los consumidores y, además, potenciarán sus áreas de I+D+i para reformular los alimentos.
  • Administración Pública: contribuirá a la potenciación del sector agroalimentario al exigir en relación con estas cuestiones. Por otra parte, la población hará un menor uso de la Sanidad Pública con el consiguiente ahorro económico.

Si necesitas asesoramiento legal, recuerda que en AINIA contamos con un equipo de especialistas en Derecho Alimentario que pueden ayudarte a resolver cuestiones vinculadas a la aplicación e interpretación del ordenamiento jurídico aplicable a los alimentos. Si eres asociado a AINIA, recuerda que esta información puede scomplementarla con la circular legislativa mensual y el flash anticipatorio, además del servicio de consultas legislativas. Si no eres asociado a AINIA, te animamos a que te asocies y disfrutes de los servicios legislativos especiales que cuentan nuestros asociados. También puedes sumarte a nuestro grupo de legislación alimentaria en Linkedin.

Categories:
  Legislación alimentaria, Tecnoalimentalia
José María Ferrer
About

 José María Ferrer

  (196 articles)

Jefe del dpto. de Legislación alimentaria de ainia

¿Te ha interesado este tema? ¿Hablamos?

Nombre
 
Email
 
Teléfono
 
Empresa
 
Población
 

Mensaje